LOS CONFLICTOS AGRARIOS EN OAXACA, FUENTE GENERADORA DE VIOLENCIA E INGOBERNABILIDAD

.

La reciente gira del presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, al estado de Oaxaca fue el marco para la manifestación de descontentos de diversos sectores sociales, algunos por añejos problemas no atendidos debidamente. De esta manera se manifestaron desde sindicatos, trabajadores de la educación y comunidades indígenas. Así sucedió en la Sierra Mixe, en donde por un añejo problema entre Tamazulapan del Espíritu Santo y San Pedro y San Pablo Ayutla el presidente López Obrador tuvo que exhortar al gobernador Alejandro Murat a trasladarse personalmente a la zona del conflicto para atender el problema.
En el estado de Oaxaca se tienen registrados poco más 400 conflictos agrarios, localizados fundamentalmente en las regiones de Valles Centrales, la Mixteca y la Sierra Sur, mismos que han provocado múltiples enfrentamientos y baños de sangre.
En este marco escribo estas líneas y las actualizo ya que fue un documento base que se presenté en el foro por la paz en octubre del 2018, en vísperas de la toma de posesión del presidente de la Republica.

EL TERRITORIO OAXAQUEÑO POR REGIMEN DE PROPIEDAD

A la entidad oaxaqueña se le reconoce una superficie total de 9 millones 536 mil 400 hectáreas, de las cuales 7 millones, 784 mil 695 corresponden al régimen de la propiedad social o tierras comunales o ejidales y solo 1 millón 751 mil 705 hectáreas conformarían la superficie de propiedad privada, cifra que en los hechos es menor porque en ella se incluyen tierras en proceso de reconocimiento y titulación de bienes comunales e infraestructura.
Como se deduce, el 81.3 % del territorio estatal se encuentra bajo el régimen ejidal o comunal y solo el 18.37 puede catalogarse como propiedad privada, hecho que explica la permanente conflictividad que se manifiesta en el Estado de Oaxaca, motivada generalmente por la defensa del territorio, toda vez que dicha propiedad social se encuentra acreditada a favor de 1 588 núcleos agrarios, en donde 853 son ejidos y 735 son comunidades agrarias.
Otro dato importante que resaltar es la población total del estado de Oaxaca: de 3 millones 801 mil 962 habitantes, en donde 2 millones 335 322 son mayores de 18 años, solamente 394 mil 652 se encuentran registrados legalmente como ejidatarios o comuneros, pero de ellos mas o menos un cincuenta por ciento se trata de personas fallecidas, hecho que resalta la grave situación que prevalece en el territorio oaxaqueño.
Los datos anteriores nos indican que el ´régimen de propiedad colectiva y la existencia de pueblos indígenas son el primer reto a resolver en los conflictos en el territorio oaxaqueño.

¿Por qué surgen los conflictos agrarios?
En la composición pluricultural y pluriétnica de Oaxaca, el territorio forma parte de la identidad de una población; sin embargo, en el momento de clarificar los derechos de propiedad los miembros de una comunidad no logran diferenciar los tres tipos de propiedad, los criterios excluyentes entre los mismos, ni los límites técnico jurídicos que prevalecen sobre las pretensiones históricas, de tal forma que son constantes las agresiones entre pueblos que culminan con derramamiento de sangre y registro de muertes por la defensa de la tierra.

Otra de las razones del surgimiento de los conflictos es la contradicción de derechos que se manifiesta en la lucha de quienes habiendo perdido o no haber logrado acreditar el derecho que reclaman, buscan con sus títulos primordiales acreditar las tierras que pretenden.
Asimismo, a lo largo de la historia, en el proceso del reparto de tierras hubo un crecimiento desordenado de los asentamientos humanos, propiciando que las líneas de colindancia fueran surgiendo asentamientos en donde el territorio ejidal o comunal, no correspondía administrativamente al mismo municipio del núcleo propietario de las tierras. En el caso de parcelas sobran casos en donde se ha pretendido modificar la línea de colindancia para que las posesiones correspondan al lugar de origen del poseedor.
Aunque son menores los casos, la configuración de los núcleos agrarios requiere poner especial atención en casos como Zimatlán de Lázaro Cárdenas, que exige la división del ejido San Sebastián Nopalera, hecho que se ventila en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, pero que, de acuerdo a la Ley Agraria, es una competencia exclusiva de la asamblea de ejidatarios y, en su caso, de los Tribunales Agrarios.
Uno de los problemas más álgidos es cuando se enfrentan quienes se ostentan como pequeños propietarios con los comuneros que se amparan con su Resolución Presidencial, como es el caso de Los Chimalapas.
En los últimos años se ha acentuado la inconformidad de decenas de comunidades y organizaciones indígenas, sobre todo de la región del Istmo por la presencia del capital extranjero que mediante maniobras poco claras y con la complicidad del Estado han logrado la concesión de grandes extensiones de territorio y suscritos convenios ventajosos para ellos dejando en la indefensión a los verdaderos dueños de las tierras. Un claro ejemplo de estos atropellos son los grandes negocios desarrollados por empresas eólicas españolas en la región del Istmo y empresas mineras canadienses en el Valle de Oaxaca, la Sierra Sur y la Mixteca, entre otras regiones. La falta de transparencia en los convenios, la corrupción de algunas autoridades municipales y las consultas a modo implementadas por autoridades del gobierno del estado han generado contradicciones con los órganos de representación de los núcleos agrarios o al interior de los ejidos o comunidades.
Debe también llamarse la atención sobre el papel que han jugado y un sector de organizaciones sociales, sobre todo las clientelares-partidistas, que por décadas han traducido sus liderazgos o asesorías en grandes oportunidades para trastocar las justas demandas de los pueblos indígenas y comunidades agrarias.
Otro factor que explica la manifestación de los conflictos se encuentra en las contradicciones internas entre los grupos de poder y la falta de coordinación entre las tres instancias de gobierno que “olvidan” la corresponsabilidad institucional que debe existir en la integración de lo que debe ser el Estado Mexicano. Así, y defendiendo posturas ideológicas, no solo se obstaculizan las acciones que uno u otro realiza, sino también aprovechan la incertidumbre que genera la tenencia de la tierra para promover movilizaciones, cuyo objetivo es promocionar, destacar, hacer visible o en su caso, fastidiar, exhibir o desacreditar al “contrario político” (partido, grupo o persona) y de paso obtener recursos para mantener la perversidad del llamado “juego político”. Aplica bien en esto caso la frase “el conflicto agrario se administra, no se resuelve”.
Para lograr desactivar esta inercia se requiere romper con la pasividad, ineficacia y perversidad política de los gobiernos federal y estatal para integrar la fuerza del Estado en una sola dirección: la gobernabilidad. Desde luego no es fácil, porque muchos funcionarios públicos de actúan en relación al costo-beneficio político de sus acciones y de ello personalmente hemos tenido muchas y muy malas experiencias.
Estadísticas.
Sólo anoto cinco conflictos donde destaca la zozobra en que viven estas comunidades como resultado de los conflictos en la tenencia de la tierra:
1.- San Sebastián Nopalera contra Zimatlán de Lázaro Cárdenas
2.-Santa María del Mar con San Mateo del Mar
3.-San Mateo Yucutindoó contra Santiago Amoltepec
4.-San Francisco del Mar contra San Francisco Ixhuatán
5.-Los Chimalapas contra los ganaderos y talamontes
En cuanto a la gravedad y números de conflictos las cifras oficiales varían dependiendo si son estadísticas del gobierno estatal o federal. Los registros de las dependencias del sector agrario nos dicen que el número de conflictos sobrepasa los 400 en nuestro estado, 30 de ellos como focos rojos.

LOS MUERTOS Y HERIDOS.
En cuanto a los muertos y desaparecidos en una revisión exhaustiva que hicimos en la hemeroteca encontramos los siguientes datos en lo que va de esta administración estatal:

ENERO 2017

Debido al conflicto agrario entre Santa María del Mar y San Mateo del Mar.
3 muertos:
1.- Fráncico Miraflor 35 años

  1. Alfredo Catillo 45 años.
    3.- Ramiro Pérez Rivera 27 años.

Paso Ancho, Sola De Vega y San Vicente Coatlán, Ejutla.
1 herido.
1.-Ezequiel A.G. Policía Estatal.

Conflicto interno entre pobladores de Guadalupe Victoria, Agencia de San Juan Juquila. 7 de enero.
800 habitantes desplazados
1 muerto.

FEBRERO 2017

San Sebastián Nopalera y Zimatlán de Lázaro Cárdenas.
1 desaparecido
3 heridos.

Santa María Colotepec y San Pedro Mixtepec.
1 muerto
1.-Hilario Cruz Matus 60 años, originario de San pedro Mixtepec.

Oaxaca Santa María Chimalapa y Chiapas- Cintalapa
9 muertos chiapanecos.

MARZO 2017

San Francisco del Mar, Pueblo viejo conflicto interno por proyecto de eólicas.
1 herido
1.-Humberto Adres Salinas.

ABRIL 2017

Santiago Lachivía agencia de San Carlos Yautepec y San Pedro Mártir Quiechapa
5 muertos de Quiechapa.
8 heridos de Quiechapa.

JUNIO 2017
Lunes 5 de junio San Palo Ayutla y Tamazulapam de Espíritu Santo.
1 muerto.
6 heridos.

San Mateo Sindihui y san Francisco Cahuacua 29 de junio.
1 muerto
1.- Dimitrio Jaime Martínez Benítez, edil de Sindihui.

San Sebastián Nopalera y Zimatlán de Lázaro Cárdenas.
1 muerto.
1.-Felipe Sánchez Bautista de Zimatlán

DICIEMBRE 2017
San Sebastián Nopalera y Zimatlán de Lázaro Cárdenas.
1 desaparecido.
1.-Benito Hernández Jiménez 29 años de San Sebastián Nopalera.

Diciembre 17 San Pedro Cajonos y San Miguel Cajonos.
2 muertos
1.-Daniel Bautista Cruz.
1.-Pablo Santiago González 32 años.
Ambos originarios de San Pedro Cajonos.

Diciembre 27 San Pedro Cajonos y San Miguel Cajonos.
2 muertos
1.-Daniel Bautista Cruz 23 años.
2.-Pablo Santiago González 35
1 herido
1.-Wilfrido “N”

2 desparecidos.
1.-Álvaro Reyes Cruz. Comisariado de San Miguel Cajonos
2.-Federico cruz.
Retenidos
Abram Luna, Epifanio Meléndez, Romeo Ruiz de San Pedro Cajonos.

FEBRERO 2018

22 de febrero San Mateo Yucutindoó, Santiago Amoltepec.
1 muerto.
1.-Clemente Cervantes 22 años originario de San Mateo Yucutindoó.

17 de febrero San Mateo Yucutindoó, Santiago Amoltepec.
2 muertos
1.-Raymundo J.H. 46 años
2.-Antonio J.C. a
Ambos originario de Barranca Honda Santiago Amoltepec.

22 de Febrero Rancho Viejo, sola de Vega y San Vicente Coatlán, Ejutla.
1 muerto
1.- Uriel 10 años
2.- heridos
1.-Juan 22 años
2.-Jose Luis 16 años

27 de febrero Cieneguilla, San Juan Quiahije y San José Ixtapan, Santa Catarina Juquila.
1 muerto
1.-Francisco Cruz, originario de San Juan Quiahije.

ABRIL 2018

San Dionicio del Mar conflicto interno habitantes y autoridad municipal, por proyecto eólico.
5 heridos
1.-Teodosio G.G 43 años
2.-Luis Daniel A.M 16 años
3.-José de Jesús G.M 18 años
4.-Oswaldo T.E. 19 años
5.-Daniel M.R 36 años.

25 de Abril San Pablo Cuatro Venados, Zaachila y Vicente Guerrero.
1 muerto
1.-Tiburcio Morales 65 años
2 heridos
1.-Fidencio Ramírez.
2.-Emilio Vásquez.

MAYO 2018

San Sebastián Nopalera y Zimatlán de Lázaro Cárdenas.
1 desaparecido.
1.-Fernando Bautista Sánchez de San Sebastián Nopalera.

JULIO 2018

1 de Julio San Mateo Yucutindoó y Santiago Amoltepec.
2 muertos
1.-Javier López Romero.
2.-Agustino Roque Paz.
Originarios de Barranca Oscura y Piedra del Tambor, Santiago Amoltepec.

14 de Julio San Juan Mixtepec y Santo Domingo Yosoñama
2 muertos
1.-Plutarco Isaías Santiago Santiago. 66 años
2.-Fernando Pino Lena 54 años.
Originarios de San Juan Mixtepec.

16 de Julio Santa María Ecatepec y San Lucas Ixcotepec.
4 heridos.
13 muertos.
1.-Valentín Ramírez
2.-Luis Flores Ramírez
3.-Alfonzo Garnica
4.-Zeferino Ramírez Avendaño
5.-Daniel Flores Martínez
6.-Abel Rodríguez Soto
7.-Romualdo Ramírez Avendaño
8.-Agustino Ramírez Ramírez
9.-Edgardo Hernández López
10.-Rubiel Ramírez Rodríguez.
11.-Felipe Rodríguez

Mujeres
12.-Magda Hernández
13.-Honoria Rodríguez
Todos originarios de Santa María Ecatepec.

AGOSTO 2018

San Miguel Quetzaltepec y San Juan Bosco Chuxnaban
1 muerto
1.-Lamberto M.R.

Santiago Yaveo y San Juan Jaltepec
13 heridos

8 de Agosto Peña Colorada. San Juan Ñumi y Santo Domingo Yosoñama.
6 muertos entre ellos un menor de 5 años.

Santa Catarina Yutandú y Teozatlán de Segura y Luna.
5 muertos
1.-Elías Vásquez Reyes 44 años
2.-Cecilia José Hernández 55 años.
3.-Adelaida José José 31 años.
4.-Juana Ventura José 41 años
5.-Uriel Cruz Ventura 10 años.

2 heridos
1.-Alma Cruz Ventura 17 años
2.-Abel Cruz Ventura 19 años.

En resumen, solamente en este breve recuento suman 60 muertos y 7 desaparecidos, que correspondan a los dos primeros años del gobierno de Alejandro Murat, sin contabilizar a las viudas y huérfanos victimas también de estos conflictos agrarios.

PROPUESTAS EN EL CONTEXTO DE LA 4T A NIVEL NACIONAL.

Como es de observarse, para resolver estos conflictos se tiene que plantear, desde luego a favor de los pueblos indígenas, una nueva relación de los pueblos originarios de Oaxaca con el Estado mexicano y, por ende, con los gobiernos federal, estatal y municipales, que implica el reconocimiento a la autonomía territorial de estos pueblos. Asimismo, el reconocimiento del nivel comunitario de gobierno para que sea la asamblea de base el primer escalón de resolución de los conflictos. Y, por último, una redistribución territorial del poder en el campo oaxaqueño para alcanzar certeza jurídica en la tenencia de la tierra, del control del territorio y de su misma productividad.
Como medidas preventivas propongo las siguientes acciones políticas y administrativas para atender en lo inmediato los problemas señalados en este escrito.
Pensar en la atención del conflicto agrario en el Estado de Oaxaca, implica imaginar una nueva forma de gobernar y de aplicar la ley, representa la oportunidad de romper con décadas de una relación clientelar entre gobernantes y gobernados, que ha culminado violentando el estado de derecho, dando pauta a diversas manifestaciones, que bajo el amparo de la defensa de la tierra; se terminan ocultando diversos intereses.
Esta acción requiere necesariamente:
La coordinación estrecha con los Tribunales Agrarios, quienes deberán convalidar los convenios que lleguen a pactarse y previa calificación se eleven a cosa juzgada para que se ordene al RAN la inscripción de los planos que confirmen la superficie de cada núcleo agrario.
La vinculación con el Gobierno del Estado tendrá que ser de respeto y de complemento que debe partir del reconocimiento de la problemática de la tenencia de la tierra como asunto del ámbito federal y estatal. En tal sentido la atención de los conflictos sociales e incluso políticos o económicos relacionados con la emergencia del conflicto agrario tendrá que ser en una sola dirección, superar el conflicto por voluntad de las partes o respetar la determinación de la autoridad competente.
Identificar, con base en la consulta de los archivos de las instituciones agrarias federal y estatal y en estudios sociológicos y antropológicos, los conflictos mas graves y sus alternativas de solución en el corto y mediano plazo.
Así como para los desastres naturales existen fondos económicos, en el caso de los conflictos agrarios debe decretarse un fondo permanente disponible para atender los conflictos en vías de solución en cualquier fecha del año.
Los conflictos agrarios son conflictos sociales y no policiacos por lo tanto debe revisarse las atribuciones legales y evaluar las fortalezas y debilidades de los organismos agrarios existentes para rediseñarlos o , en su caso, designar a una coordinación interinstitucional que se responsabilice de la atención y solución de todo tipo de conflictos agrarios.
De los 25 programas prioritarios del gobierno de Andrés Manuel dos de ellos pueden generar conflictos en las comunidades:

Corredor Transístmico, pues va a implicar la afectación del territorio de los pueblos originarios y,
Desarrollo Minero, en ese mismo sentido debe considerarse este rubro pues los pueblos son celosos del cuidado del medio ambiente y la preservación de sus territorios.

En Oaxaca con seguridad podemos aseverar que el triunfo o el fracaso de las metas sociales del gobierno del Lic. Andrés Manuel López Obrador, dependerá de sus respuestas y resultados que brinde los conflictos agrarios.

Efraín Solano Alinarez
02 de septiembre del 2019

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *